Artículos

Crecimiento en un mundo diverso

  • Jueves, 2 de Mayo del 2019 Rafael Puyol

    La demografía y su evolución en los países desarrollados y lo que están en pleno desarrollo determinan la economía. Entre esos dos bloques hay tendencias demográficas distintas, pero cada vez convergen más. Tardará tiempo en hacerlo, pero habrá un claro impacto en la economía. 

    El autor de este artículo analiza las macrotendencias demográficas que son globales para incidir en qué puntos hay aún distancia. Así, en general, se tiende a una intensificación global de las migraciones, a la urbanización, a una mortalidad y una fecundidad más baja, y a un cierto retroceso de la mortalidad infantil. Los países desarrollados tienen acentuadas esas tendencias, han hecho ya la transición demográfica, y son países envejecidos, que crecen sobre todo gracias a la inmigración. Los países en desarrollo, con algunas características propias, crecen mucho demográficamente y aún hay mortalidad infantil. A partir del momento en que se empiecen a vislumbrar coincidencias más claras entre los dos grupos de países, se podrá hablar de una economía global más uniformizada.